“Rectificar es de sabios”: Facebook vuelve a traer las funciones comunicativas a su aplicación

Enterado de que fue una equivocación haber eliminado de su aplicación oficial las funciones comunicativas como videollamada o llamadas de audio, Facebook está a punto de tomar medidas para rectificar.

Facebook está haciendo esfuerzos para recuperar su aplicación oficial, mejor dicho, está dando marcha atrás para volver a añadir a su aplicación oficial las llamadas de audio y vídeo. Claro que es su rectificación a tiempo mientras la imposición de que tenga que vender WhatsApp e Instagram es inminente.

Según lo que se afirma a través de XDA Developers, los usuarios de Facebook que residen en algunas regiones podrán usar dichas herramientas comunicativas el próximo lunes.

Por de pronto, es solamente una prueba en Facebook

A partir del próximo lunes Facebook pondrá a prueba la capacidad de la aplicación para dichas llamadas para que sus usuarios optimicen el uso de Facebook. De acuerdo con lo que dijo el jefe de producto en Messenger – Connor Hayes, Facebook tiene la idea de crear un espacio en que sus usuarios puedan aprovechar al máximo sus servicios, es decir, convertir a esta aplicación más en un servicio que en una aplicación propia e independiente.

No cabe la menor duda de que Messenger tiene muchos potenciales para ostentar más horizontes en un futuro cercano y desempeñar un papel protagónico en ofrecer su tecnología de voz y vídeo para otras aplicaciones.

Asimismo, como somos testigos de la fusión de las funciones comunicativas de Messenger e Instagram en el año pasado, es posiblemente que no nos sorprenden mucho los pasos siguientes de Facebook.

La razón para dicha rectificación es para no forzar la instalación de una u otra aplicación, a sabiendas de que por fin su idea es aunar las aplicaciones independientes en una única; igual a lo que sucedió con WhatsApp este año con la privacidad.

A todas luces, nos es de utilidad que podremos realizar las llamadas de audio o vídeo en una única aplicación como la de Facebook, sobre todo por la presión que ejerce cada una de las aplicaciones de la red a la autonomía de nuestro terminal Android.